Noticia

14/06/2017

Una barrica del año 1472 aun se emplea para la crianza de vinos

La barrica más antigua del mundo aun se emplea para la crianza de vinos, según indica la web Vinepair.

El que es considerado como el barril más antiguo del mundo se encuentra en los sótanos del Hospital Universitario de Estrasburgo, que tiene marcada la fecha de 1472. La Alsacia francesa tiene a este barril con casi 550 que ha sobrevivido a incendios y a dos guerras mundiales.

La bodega fue fundada en 1395, de acuerdo con la Vins des Hospices de Estrasburgo. Empezó fuera de los muros de la ciudad entre los viñedos de los alrededores. El hospital, que fue construido originalmente en la década de 1100, se mueve sobre la bodega en el siglo 14 después de que la Peste Negra asolase la ciudad. En su nueva ubicación, ofrecía cobijo a los viajeros y de los pobres, así como la asistencia sanitaria y una dosis diaria de vino de las bodegas.

La bodega creció durante cientos de años. En 1716 el hospital se incendió, pero las bodegas subterráneas se mantuvieron intactas. El hospital fue reconstruido, pero durante la Revolución Francesa, el vino almacenado en el hospital comenzó a disminuir distribuyéndose a los ciudadanos. La cantidad de vino que recibían los pacientes también disminuyó a medida que la asistencia sanitaria se hizo más avanzada. Fueron añadiéndose barriles a lo largo de los siglos 18 y 19, pero fueron quedando en mal estado, incluso este del que hablamos.

En 1944, el histórico barril tenía su cata final poco después de que Estrasburgo fuese liberado de los nazis por el general Leclerc. Las únicas dos catas anteriores que salieron de ese barril fueron en 1576 en honor a una delegación de Suiza, y en 1716, después de que ardiese el hospital.

El barril de 1472 está muy bien conservado gracias a una renovación de 1994. El vino nuevo se hace en el sótano y las ganancias se utilizan para nuevos equipos médicos.

 

 

 

 

Fuente: Recetum